Lagom

Lagom es una palabra de origen sueco (nórdico) que significa "casi perfecto", "suficiente", "adecuado", "tanto o tan bueno como debería ser".
Lagom suele definirse como “no muy poco, no demasiado, simplemente lo justo”.

No es la perfección, sino la mejor solución. "La filosofía Lagom busca encontrar el equilibrio que te funciona". Esta filosofía, este estilo de vida, esta palabra inunda las redes sociales de todo el mundo. Y como filosofía, se puede extender a todo, por ejemplo hablemos de la “casa Lagom”.

CARACTERISTICAS

Las casas suecas tienen un encanto único y natural, sin pretensiones y una calma cautivadora. Esa calma se traduce en todo el país. Allí la gente trabaja para vivir, no viven para trabajar. Allí la gente ralentiza, desde el caminar y se toman su tiempo para hacer las cosas bien de forma simple. Ya en la decoración, esta filosofía se traduce como "vivir de forma sencilla y hacer un esfuerzo por mantener las casas prácticas, ordenadas y estéticamente bonitas.

1. MINIMALISMO: “Ni poco, ni mucho”, el equilibrio perfecto.

2. NO ACUMULAR: Al tener poco, puedes apreciar la belleza de cada objeto. Eso da, equilibrio, calma y disfrute.

3. EL ORDEN “LAGOM”: La limpieza, todo en su sitio, da también esa sensación gratificante de ver todo impecable. Pero cuando hay niños que pasa?...Debemos tratar de no dejar juguetes por todas partes, esconder unos e irlos rotando, para dar esa sensación de tener “menos”. Si le dedicamos 10 minutos al día a mirar nuestro entorno y pensar en si lo conservo, lo guardo o definitivamente me deshago de él, nos sentiremos más tranquilos y en paz. La regla de oro: “si entra algo nuevo, sale o regalo otra”.

4. LA LUZ “LAGOM”: Factor clave en esta filosofía. Luz que se mueve en colores pálidos como el blanco y el gris suave, y tonos tierra. Aunque también puedes encontrar acentos en azul profundo y verde y acentos curiosos en amarillo o naranja brillante.

5. LOS MATERIALES “LAGOM”: Son materiales puros y conectados con la naturaleza. La madera clara y vista, el algodón, las pieles, los floreros vivos, dan esa sensación de bienestar al interior.

6. SALGAMOS DE LO QUE NO USEMOS: Somos acumuladores por naturaleza, pero es importante recordar, que si nos deshacemos de lo que ya no usamos, nos sentiremos más relajados y en calma.

CONCLUSIÓN, UNA CASA LAGOM EN 5 PASOS 
1. Ordena
2. Mantén tu casa limpia y en calma
3. Mezcla lo viejo y lo nuevo
4. Elige materiales naturales
5. Consigue espacios vacíos (agrupa ítems para liberar rincones en casa y ganar luz y aire. Disfrutarás más de la estancia).

"UNA CASA LAGOM TE APORTA BENEFICIOS EMOCIONALES, FÍSICOS Y ECONÓMICOS AL INSTANTE, AL PROCURARTE UN ESPACIO TRANQUILO, LIMPIO Y ORDENADO".

Etiquetas: Marta Roldán

footer

footer


Síguenos en Instagram  byn @optimainspira